LA UNIÓN EUROPEA DEBE ESTABLECER DILIGENCIAS DEBIDAS AMBICIOSAS EN MATERIA CLIMÁTICA Y HACER LEGALMENTE RESPONSABLES A LAS EMPRESAS POR LOS IMPACTOS CLIMÁTICOS QUE GENEREN

Aunque ciertas empresas europeas están contribuyendo activamente a la mitigación del cambio climático, la mayoría de ellas siguen siendo las grandes responsables que se produzca, pues persisten en la deforestación, la minería, la contaminación y la destrucción de ecosistemas fundamentales, y no se las tiene por responsables de la degradación ecológica y las violaciones de los derechos humanos que se producen en sus cadenas mundiales de valor.

Únicamente el 16% de las corporaciones europeas se han fijado metas de reducción de las emisiones en consonancia con el objetivo de 1,5ºC del Acuerdo de París[1], y para la mayoría de los compromisos de reducción faltan varias décadas. Muchas de las empresas que sí tienen metas de reducción de los gases de efecto invernadero, no tienen en cuenta en su cómputo las emisiones que se producen en sus cadenas de suministro[2] ay, por añadidura, se basan sistemáticamente en las compensaciones externas (créditos de carbono)[3],lo cual impide que el cómputo climático corporativo sea exhaustivo[4]. Por consiguiente, un reciente informe de la ONU recomienda que, para evitar el maquillaje verde, «es preciso que los actores no estatales pasen de las iniciativas voluntarias a obligaciones reguladas para el cero neto”[5].

Cada vez se está llevando a más empresas a los tribunales[6] por su inacción climática, pues es patente que las intenciones voluntarias existentes para doblegar la curva de emisiones y mitigar el calentamiento global son insuficientes.

Hacemos un llamamiento a la Unión Europea para que incorpore diligencias debidas ambiciosas en materia climática en la Directiva sobre diligencia debida de las empresas en materia de sostenibilidad  [7] (CSDDD). Las diligencias debidas en materia de clima obligarían a las empresas a identificar, evaluar, mitigar y evitar los riesgos climáticos en sus cadenas de valor, e incluirían la obligación por ley de elaborar planes de transición creíbles con metas factibles para la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero. La directiva propuesta solo contiene vagas expectativas de que las empresas establezcan planes de transición, y actualmente no recoge ninguna obligación, como diligencias debidas en materia de clima, lo cual permite que las empresas continúen como siempre[8].

No tenemos tiempo para esperar a que lleguen las iniciativas empresariales voluntarias. Un nuevo informe del GEAN destaca que es necesario que los compromisos de reducción incluyan expectativas respecto a los actores no estatales, para que prioricen la reducción de emisiones a lo largo de sus cadenas de valor.

Por consiguiente, las diligencias debidas en materia climática pueden ser una herramienta significativa para que la Unión Europea se armonice con el Acuerdo de París.

Por otra parte, la diligencia debida en materia climática contribuiría también a tomar decisiones de inversión mejores y más sostenibles, pues las entidades inversoras tendrían la posibilidad de evaluar eficazmente el valor de los activos de la potencial inversión e identificar los riesgos relacionados con el clima para mitigarlos, de modo que aumente el valor material de sus activos y su viabilidad a largo plazo[9].

El 70% de las empresas que participaron en la consulta pública y en el estudio de la Comisión Europea sobre diligencia debida expresaron una acuciante necesidad de contar con un marco normativo europeo armonizado respecto a la diligencia debida en materia de derechos humanos e impactos medioambientales[10].

Así pues, hacemos un llamamiento a la Unión Europea para que implemente la diligencia debida en materia de clima en la Directiva sobre diligencia debida de las empresas en materia de sostenibilidad e incluya los siguientes aspectos:

  1. Las empresas deberán elaborar y aplicar un plan para alinearse con el Acuerdo de París que incluya metas de reducción a corto y medio plazo, que cubra todas las emisiones de alcance 1, 2 y 3, y que no se base en créditos de carbono u otras compensaciones.
  2. Las empresas deben estar obligadas a identificar y evaluar los riesgos de impactos climáticos nocivos para los derechos humanos y el medio ambiente, tanto mediante el refuerzo de la resiliencia de las comunidades y ecosistemas afectados, como tomando las medidas adecuadas para prevenir dichos impactos.
  3. La Unión Europea debe supervisar los planes de las empresas para identificar cómo van a descarbonizar sus negocios, y sancionar a aquellas que no cumplan sus obligaciones.
  4. El público o las personas afectadas por los impactos de las empresas en el cambio climático y los derechos humanos deben tener la posibilidad de llevar a tales empresas a los tribunales por maquillaje verde y por incumplimiento de sus metas de reducción de emisiones.

Firmantes:

  • Antoine Bailleux, Professor of Law at the University Saint-Louis, Brussels.
  • Arié Alimi, Lawyer.
  • Birgit Mahnkopf, Professor emeritus at the Berlin Institute of Political Economy and the Berlin School of Economics and Law
  • Christel Cournil, Professor of Law, Science Po Toulouse
  • Christophe Bonneuil, Historian, Director of Research at the CNRS
  • Claire Burlin, Lawyer.
  • Clément Capdebos, Lawyer.
  • Doug Kysar, Professor of Human Rights, Yale University.
  • Emmanuel Daoud, Lawyer.
  • Gaël Giraud, Economist, Director of Research at the CNRS, Honorary President of the Institute
  • Rousseau and Director of the Environmental Justice Program at Georgetown University.
  • Hugues Dumont, Professor of Law at the Université Saint-Louis, Brussels.
  • Janez Potočnik, former European Commissioner for the Environment
  • Jean-Pascal Van Ypersele, Climatologist, Professor of Environmental Sciences at the Catholic University of Leuven and former Vice-President of the IPCC.
  • Joanna Setzer, Director of the Climate and Environment Program at the LSE Grantham Institute.
  • Johann Zaller, Deputy Director of the Institute of Zoology at the University of Natural Resources and Life Sciences, Vienna.
  • Julia Steinberger, Professor of Societal Challenges of Climate Change at the University of Lausanne.
  • Laurence Tubiana, Director of the European Climate Foundation, Ambassador for
  • Climate Negotiations at COP21
  • Markus Wissen, Professeur à la Berlin School of Economics and Law
  • Olivier de Schutter, former UN Special Rapporteur on Human Rights.
  • Paul de Grauwe, Economist attached to the London School of Economics
  • Reinhard Steurer, Associate Professor at the Institute for Forest, Environment and Natural Resource Policy, BOKU, Vienna
  • Riccardo Mastini, Doctor in Ecological Economics at the Autonomous University of Barcelona.
  • Sandrine Dixon-Decleve, Co-President of the Club of Rome
  • Sybille Bauriedl, Professor of Integrated Geography at the European University of Flensburg.
  • Thom Wetzer, Associate Professor of Law and Finance, Oxford University.
  • Timothée Parrique, Author, Doctor in Ecological Economics.
  • Tyler Giannini, Professor of Law at Harvard School of Law.
  • Ulrich Brand, Director of the Department of Political Science at the University of Vienna.
  • Valérie Masson-Delmotte, Paleoclimatologist, Director of Research at the CEA and Co-Chair of IPCC Group 1.

 

 

[1] https://www.energymonitor.ai/policy/net-zero-policy/85-rise-in-european-companies-with-science-based-climate-targets

[2] https://www.climateimpact.com/news-insights/news/climate-impact-partners-releases-fourth-annual-report-climate-commitments-fortune-global-500/

[3] Carbon offset credits, that meet high standards of environmental and social integrity, can support beyond value chain mitigation efforts and provide crucial financial assistance for transitioning developing country economies to low-carbon sources of energy. Though, they should not be considered as the emissions reductions required for the net-zero emissions strategy.

[4] https://www.clientearth.org/latest/latest-updates/stories/the-legal-risk-of-advertising-carbon-offsets/

[5] https://www.un.org/sites/un2.un.org/files/high-level_expert_group_n7b.pdf

[6] https://www.ciel.org/rise-in-forward-looking-corporate-climate-cases/

[7] https://ec.europa.eu/info/publications/proposal-directive-corporate-sustainable-due-diligence-and-annex_en

[8] https://www.clientearth.org/media/qgcfpgvt/factsheet-environment-climate-csddd-june-2022-final.pdf

[9] https://manifestclimate.com/blog/climate-related-due-diligence/

[10] https://ec.europa.eu/commission/presscorner/detail/en/qanda_22_1146